miércoles, 16 de diciembre de 2015

Lottie Deno, la vida un juego de cartas.




Su persona inspiró a un personaje de televisión, pero la historia de Lottie Deno es mucho más interesantes que ese personaje.
Armando Enríquez Vázquez.
El llamado Lejano Oeste está lleno de historias de bandoleros, duelos, indios, cantinas, prostitutas y juegos de cartas. Al menos esos son los lugares comunes de películas, novelas y series de televisión, en esos escenarios también se desenvolvieron valientes y extraordinarias mujeres que hacían sus vidas sin importarles las convenciones de su tiempo. Así fue la vida de Lottie Deno quién también fue conocida como Carlotta J. Thompkins (su nombre verdadero), Charlotte Tompkins, Laura Denbo, Faro Nell y Charlotte Thurmond. Para otros simplemente fue la Reina del póker. El nombre de Lottie Deno la hizo famosa una noche en que ganó todas las partidas de póker.
Esta extraordinaria y osada mujer que jugó en muchos salones de polvorientos y violentos pueblos de Texas y Nuevo México, en los famosos barcos de vapor que recorrían el Mississippi, nació en el seno de una adinerada familia sureña en Warsaw, Kentucky el 21 de abril de 1844. Su familia dedicada al comercio era dueña de campos agrícolas y además criaba y vendía caballos. Su padre, que era un gran apostador, mantenía la tradición sureña de tener esclavos negros. De acuerdo con la usanza de muchos esclavistas a Lottie le fue asignada una esclava como niñera y en su caso con el pasar de los años esta mujer negra se convirtió en una especie de acompañante y guardaespaldas de Lottie. Mary Poindexter era una enorme mujer de más de dos metros de altura y gran corpulencia, que fue fiel a Deno durante gran parte de su vida.
Lottie debe haber sido la consentida de su padre, pues tras una educación protestante en un convento de episcopales, Lottie acompañó a su padre en diversos viajes de negocios a Detroit, Nueva Orleans y Europa. En esos viajes además de los negocios el padre de Lottie se dedicaba a apostar en casinos y en los hipódromos. El hombre enseñó a Lottie todo lo que había que saber acerca de los naipes, los juegos que con ellos se realizaban y los trucos y marrullerías que el hombre conocía. Esperaba una hija fuerte y con determinación a la cual heredar su fortuna y sus negocios. 
Con la llegada de la Guerra Civil, el padre de Lottie sintió la obligación de enrolarse en el bando de los confederados y luchar por su estilo de vida. Desafortunadamente el señor Thompkins murió en batalla dejando desamparadas a esposa y dos hijas. La fortuna de la familia comenzó a mermar y la madre de Lottie decidió que sólo quedaba enviar a Lottie de diecisiete años a Detroit en compañía de Mary Poindexter a casa de unos familiares, para que la joven encontrara al hombre adecuado que tomara las riendas de los ranchos y contara con una buena fortuna para mantener a la familia de Lottie.
Lottie llegó a Detroit, pero lejos de buscar marido se entregó a la vida en sociedad y a descubrir lugares donde jugar póker, para enviar dinero a casa. En Detroit Lottie se encontró con Johnny Golden, un jockey, que había trabajado para su padre en Kentucky en los buenos tiempos. Lottie inició una relación amorosa con el jinete que su madre desaprobó. La relación resultó beneficiosa en el sentido de negocios; Johnny y Lottie comenzaron a recorrer el circuito del juego, un circuito que incluía los barcos que surcaban el río Mississippi, y al poco tiempo por razones claras, algunos atribuyen la mala suerte de Johnny en el póker como la causa principal, la pareja se separó acordando encontrarse de nuevo en San Antonio, Texas.
Se dice que alguna vez, Lottie le ganó a un par de soldados del norte todo su dinero, los milicianos se toparon con Lottie en la cubierta y uno de ellos comenzó a acusarla de haber hecho trampa. Antes de que algo serio sucediera apareció Mary Poindexter quién levantó al soldado y lo arrojó por la borda, dando así por zanjada la querella.
Lottie llegó a San Antonio y su fama fue tal que llamó la atención de Frank Thurmond, dueño de uno de los casinos de la ciudad llamado el University Club. Thurmond contrató a Lottie como la jugadora del establecimiento, dándole un porcentaje sobre las ganancias de cada noche. La presencia de una bella mujer en la mesa de póker y la idea de derrotarla atrajo a muchos jugadores a la mesa del University Club.
Cinco años después de haber llegado a San Antonio, finalmente apareció Johnny Golden, pero era demasiado tarde; Lottie se había enamorado y mantenía una relación con Thurmond. Mary Poindexter, salió de la vida de Lottie una vez establecida la relación con Thurmond. Por esos días Thurmond se vió envuelto en una riña que finalizó con Thurmond asesinando a su contrincante por lo que tuvo que huir de la ciudad y lo mismo hizo Lottie. Lottie recorrió diferentes pueblos y ciudades del estado de Texas.
Fue durante su época en los bares y cantinas de Texas que Lottie adquirió el nombre con el que pasó a la historia; una noche en que limpió a todo aquel que osó jugar en su contra, un vaquero borracho le grito: ¡Lottie Dinero!, ella tal vez no entendió bien o su desconocimiento del español la hizo adaptar el nombre y surgió Lottie Deno.
Algunos dicen que el uso de sobrenombres le permitía vivir sin la preocupación de ser relacionada con su respetable familia en Kentucky. Lottie ganaba la cantidad de dinero suficiente para enviar dinero a casa y mantener una forma de vida muy cómoda.
Muchas anécdotas muestran a Lottie como una mujer temeraria y fría en sus reacciones. En cierta ocasión se desató en una cantina, una pelea entre dos de los jugadores en la mesa donde Lottie jugaba, el Sheriff del lugar intervino para calmar las cosas, cosa que no logró y terminó asesinando a los dos rijosos, al voltear a la mesa descubrió a Lottie sentada en su lugar y manifestó su incredulidad ante la imperturbable actitud de Deno:
- Se ve que usted jamás ha sido una mujer desamparada Sheriff; una puede nunca temer por su vida, pero nos horroriza la idea de ser pobres. - Contestó Lottie.
En otra ocasión una balacera sucedió a la mitad de la partida de póker, los jugadores de inmediato se tiraron al suelo, una vez finalizado el tiroteo, los hombres se asomaron de debajo de la mesa sólo para descubrir a Lottie sentada en su lugar, tranquila y sin emoción alguna.
- ¡Señores, venimos jugar póker, no a revolcarnos en el suelo!
Otra anécdota la sitúa repartiendo cartas, cuando una pelea se desató en la cantina y una escupidera voló golpeando a Lottie en la cabeza y dejándola inconsciente, una vez recuperada retomó su silla y el juego se reanudó, tiempo después se supo que Lottie había perdido la vista de un ojo debido al golpe.
Por cinco años, Lottie se estableció en el pueblo de Forth Griffith, Johnny Golden la siguió y antes de poder hablar con ella fue asesinado en una pelea. Lottie pagó por el funeral de su antiguo amante, pero no asistió al mismo.
Tras cinco años Lottie se mudó a Kingston, Nuevo México, donde se encontró con Frank Thurmond y en 1878 abrieron un salón de póker. En 1880 finalmente Thurmond y Deno se casaron, tras un tiempo se establecieron en el pueblo de Deming, Nuevo México donde ya retirada del póker Lottie ayudo a la fundación de la Iglesia Episcopal de San Lucas.

Frank Thurmond murió de cáncer en 1908 y Lottie murió más de veinte años después el 9 de febrero de 1934 a la edad de 89 años.  En la década de los cincuenta y sesenta Lottie sirvió de inspiración para el personaje de Kitty en la Ley del Revolver.

publicado el 7 de diciembre de 2015 en mamaejecutiva.net
imagen:sweethearsofthewest.blogspot.com